Diferencias entre formación subvencionada y formación bonificada

formación subvencionada

¿A quién no le gusta formarse sin parar y ampliar conocimientos? ¿Quién rechazaría la idea de ampliar miras de forma gratuita? ¡Descubre qué es la formación subvencionada y cómo acceder a cursos bonificados para trabajadores y desempleados!

Adentrarse en el maravilloso mundo del saber es una de las tareas más gratificantes que existen. Y más aún si la formación recibida tiene que ver con el desempeño de nuestro empleo, pues esta enseñanza nos llevará a un mejor puesto de trabajo y a continuar mejorando nuestra calidad de vida.

Aunque sabemos que la formación no es barata, por suerte, existen diferentes ayudas para que trabajadores y desempleados puedan mejorar su formación y trayectoria profesional de la forma más barata posible… ¡e incluso de manera gratuita!

La formación subvencionada y los cursos bonificados son dos claros ejemplos de posibles cursos que se pueden realizar con ayudas por parte de agentes sociales. No te pierdas la mejor guía de diferencias y semejanzas entre este tipo de formación.

¿Qué es la formación subvencionada?

La formación subvencionada son cursos gratuitos para trabajadores o desempleados a los que puede acceder cualquiera que cumpla los requisitos determinados para cada ocasión.

Hace unos años, la formación subvencionada era una tarea de los agentes sociales pero, ahora esto ha cambiado y existen muchas empresas que imparten este tipo de cursos.

formación subvencionada

En ocasiones, además de adquirir nuevas competencias, algunos cursos de formación subvencionada te darán acceso a un Certificado de Profesionalidad, un título oficial y válido para todo el territorio nacional que indica que estamos totalmente capacitados para realizar las funciones de un puesto de trabajo determinado.

Las 5 características clave de la formación subvencionada

Los cursos subvencionados por el Estado pueden resumirse en cinco puntos clave:

  • La formación subvencionada está proporcionada por entidades públicas u organizaciones empresariales y sindicales.
  • La financiación es pública al completo.
  • Se puede acceder a los cursos sin notificar a la empresa en ningún momento.
  • Si cumples los requisitos podrás acceder a los cursos tanto si eres trabajador en activo, desempleado o autónomo.
  • Podrás disfrutar de cursos de formación subvencionada en formato presencial, tele formación o a través de cursos subvencionados online.

Cursos subvencionados para trabajadores

Sin lugar a dudas, los departamentos de Recursos Humanos y las empresas deben hacer hincapié y ayudar a sus empleados a seguir motivados ante nuevos retos, además de que formar a los trabajadores será un arma de doble filo: ellos ganarán en confianza y competencias y la empresa en productividad.

Es decir, que las empresas también se verán beneficiadas por diferentes motivos. En primer lugar, aumentará la productividad y motivación de los empleados.

Además, la empresa mejorará su imagen tanto para los empleados actuales como a la hora de captar posible talento de fuera y mantener el actual.

formación subvencionada

Los trabajadores estarán mucho mejor preparados ante posibles retos del futuro y se verán más confiados a la hora de acatar las tareas diarias propias de su puesto o ante posibles problemas que puedan surgir.

Por último, los cursos subvencionados para trabajadores podrán realizarse tanto a nivel presencial como en modo de formación a distancia. En este caso, para evitar que los empleados se vean obligados a invertir su tiempo libre en horas marcadas por la empresa, lo más recomendable es crear cursos subvencionados online.

‘Solo hay algo peor que formar a tus empleados y que se vayan… no formarlos y que se queden’. Henry Ford

Cursos subvencionados para desempleados

Si hablamos de los cursos subvencionados para desempleados no cabe ninguna duda de los beneficios que esto conlleva.

A nadie le gusta estar en paro pero, cuando uno está en situación de desempleo, no puede pararse. Con el objetivo de salir de esta situación, la formación debe ser una de nuestras prioridades y, gracias a la formación subvencionada para desempleados, adquirir nuevas competencias de forma totalmente gratuita es tan sencillo como recomendable.

El otro motivo por el que los cursos para desempleados es una de las mejores decisiones que puedes tomar es el precio de la formación subvencionada: ¡gratis! Si estás desempleado, seguro que tus recursos económicos son limitados, así que este tipo de cursos son perfectos.

Cursos subvencionados para autónomos

Los profesionales autónomos siempre son una de las grandes dudas respecto a si pueden o no recibir formación subvencionada o bonificada.

En este caso, para su suerte, si cumplen los requisitos de acceso del curso subvencionado en concreto, sí podrían beneficiarse de disfrutar de más competencias a través de este tipo de capacitación.

¿Qué es la formación bonificada o programada?

Lo primero que debes saber de la formación bonificada es que este término también podrás escucharlo como formación programada. La formación bonificada es el conjunto de cursos que ofrece la propia empresa a su plantilla.

Para obtener ayudas en este caso se tendrá en cuenta la cotización de la parte de Formación Profesional por parte de los empleados durante el año anterior, ya que las compañías pueden recuperar la inversión de estos cursos gracias a los seguros sociales.

En los cursos bonificados es la empresa la que decide el itinerario formativo, aunque, por lo general, hay que solicitar el curso a la organización. Además, tanto empresa como empleado tienen requisitos de acceso.

Formación bonificada para autónomos

Una de las preguntas más frecuentes de los profesionales por cuenta propia es si existen los cursos subvencionados para autónomos en forma de formación bonificada. Y la respuesta es negativa, siempre y cuando se trate de un autónomo sin personal laboral a su cargo.

formación subvencionada

Los cursos de formación subvencionada son exclusivos de los trabajadores por cuenta ajena, por lo que los autónomos deberán recurrir a la formación subvencionada para poder disfrutar de descuentos y ayudas para adquirir nuevas competencias profesionales.

¿Qué ayuda recibirá mi empresa por la formación bonificada?

Igual que los trabajadores tienen sus inquietudes sobre temas relacionados con la formación bonificada, a las empresas también les interesa saber la cantidad que van a poder deducirse y la ayuda que recibirán por parte de los agentes sociales.

En EBO Gestión queremos ayudar a empresas y trabajadores, y es por ello que contamos con una calculadora para saber lo que una empresa puede llegar a bonificarse a través de los cursos para sus empleados.

Formación bonificada para empresas

Hay dos pasos esenciales que una empresa debe hacer antes de impartir cursos bonificados para trabajadores:

El centro de formación al que acudan debe estar registrado en la Fundación Estatal. Allí te darán un código con el que podrás gestionar la formación bonificada que le corresponde a tu empresa. Un trámite sencillo, rápido y que se puede hacer de forma telemática.

formación subvencionada

La facturación de la formación será emitida por EBO Gestión, y nosotros abonaremos la factura al centro de formación cuando hayamos cobrado la factura del cliente.

Ahora que sabes las diferencias entre formación bonificada y formación subvencionada, ¡es el momento de saber más acerca de cómo tu empresa puede recibir o incluso impartir cursos bonificados!

Lo maravilloso de aprender algo es que nadie puede arrebatárnoslo B.B. King

¿Cómo puedo calcular el crédito de formación bonificada de mi empresa?

¿Sabías que podías deducirte los costes de formación que realicen los trabajadores, a través de las cuotas de la seguridad social? Si no sabes cómo calcular el crédito de formación bonificada de tu empresa y todas las ventajas que te ofrece, en este artículo te lo explicamos con detalle.

¿Qué es la formación bonificada?

La formación bonificada es en esencia, un descuento en los seguros sociales en forma de bonificación.

Todas las empresas tienen por derecho un dinero destinado a formación de su personal, sin embargo, el 82% de ellas no aprovechan este derecho a formación gratuita por desconocimiento. Decimos gratuita pero realmente no es el término correcto. Calcular crédito de formación bonificada

Ese dinero que las empresas tienen disponible para utilizar en la formación de sus trabajadores, previamente ha sido desembolsado tanto por los trabajadores a través de sus nóminas, como por la empresa a través de los seguros sociales pagados a la Seguridad Social, por la contingencia de Formación Profesional, por lo tanto lo que vamos a hacer, es recuperar lo que ya han pagado las empresas y sus trabajadores previamente.

Es tu dinero… ¿Por qué no vamos a utilizarlo?

Si quieres que tu empresa sea más competitiva y se diferencie del resto de las empresas, aumentando el rendimiento tanto de la compañía, como de los empleados, aprovecha y aprende cómo calcular este crédito de formación bonificada.

¿Qué papel tienen las empresas y los trabajadores en la formación bonificada?

Los cursos para trabajadores son esenciales para que estos se actualicen, motiven y que los procesos dentro de tu empresa sean más eficaces.

calcular crédito de formación bonificada

Todos los años tu empresa puede disponer y calcular el crédito de formación bonificada para gastar en cursos. Estos cursos deben ser gratuitos para los empleados, aunque no así para la empresa. Para ello, están las bonificaciones de formación en las compañías.

👷‍♀️ Algunas consideraciones sobre el trabajador:

  • Se podrán beneficiar de estos cursos todos los trabajadores que coticen a la seguridad social por la contingencia de formación profesional.
  • Esto incluye a trabajadores por cuenta ajena, fijos discontinuos en periodo de no ocupación, los que accedan a situación de desempleo cuando se encuentran en periodos formativos, o trabajadores acogidos a regulación de empleo en periodos de suspensión de empleo.
  • Todos los trabajadores por cuenta ajena tienen derecho a realizar formación gratuita, no así los autónomos.
  • Todos los empleados en su nómina tienen una aportación a la formación.
  • Se conseguirá mejorar la capacitación profesional y el desarrollo de los trabajadores.

🏢 Algunas consideraciones sobre la empresa:

  • Todas las empresas cotizan una cantidad por formación profesional. Para recuperar ese dinero hay que contratar formación para la empresa. Después, se calcula el crédito de formación bonificada y se descontará el precio del curso en el pago mensual de los seguros sociales.
  • El crédito de la empresa depende de lo que ha cotizado el año anterior y el tamaño de plantilla que tenga la empresa.
  • Si la empresa se ha creado en el año del curso, el crédito será el resultado de multiplicar el número de trabajadores por 65 euros y como mínimo dispondrá de 420 euros. En caso de que la empresa se crease el año anterior al curso, se aplicará está fórmula para saber el crédito si el importe que resulte le es más favorable que el que resultase aplicando el procedimiento general.
  • Si tu empresa es de creación reciente, y abres nuevos centros de trabajo con nuevos trabajadores, tendrás un crédito determinado por la Ley de presupuestos generales del Estado.
  • En caso de grupo empresarial, el crédito de formación bonificada cambia. En este caso, cada empresa del grupo puede disponer de la totalidad del crédito del grupo con límites.
  • En empresas de menos de 50 trabajadores, si no has gastado el crédito de formación, este se puede acumular hasta cuatro años después, comunicándolo con antelación y en los plazos fijados para ello.

¿Qué pasos hay que dar antes de calcular un crédito de formación bonificada?

Identificar las necesidades de formación

En primer lugar, debemos identificar las necesidades de formación en las empresas, desde la organización de la formación nosotros mismos, a la contratación de una empresa externa que lo haga. Esta formación deberá tener una relación directa con la actividad de la empresa.

Informar a la representación sindical de los trabajadores

Posteriormente, la empresa debe hacer constar los documentos en los que se ha informado a la representación sindical de trabajadores.

crédito de formación bonificada

Comunicar cuando se inician los cursos bonificados

La Fundación Estatal o Fundación Tripartita es el órgano público encargado de organizar y gestionar el sistema de formación profesional para el empleo.

A continuación, hay que comunicar el inicio de la formación a la FUNDAE. Esta notificación se debe realizar como mínimo, con siete días de antelación a que empiece el curso,  para que así, después se nos bonifique.

Nos debemos dar de alta en la aplicación telemática de FUNDAE, o bien, contratar a una entidad externa que se ocupara de todas las labores que haya que realizar en el proceso de la bonificación, en este caso. El centro de formación deberá estar registrado en FUNDAE, si no lo estuviese, te indicaríamos los pasos a seguir para darse de alta.

Además, se informará también de la fecha, lugar de realización y horarios del curso, etc…

Características de la formación

La formación deberá tener unos objetivos y contenidos claros. Los cursos como mínimo, deben ser de dos horas y como máximo, de ocho horas al día, salvo que la formación se imparta en un solo día, en cuyo caso no existe límite máximo de horas.

Debemos ver que nos ajustamos a la normativa y tenemos todos los requisitos antes de empezar.

Tendremos por parte de las Administraciones un seguimiento de los cursos, en los que harán visitas y realizarán cuestionarios, tanto a alumnos como a formadores. Si se detectan desviaciones o incidencias, se puede perder la bonificación y en caso de probarse la mala fe, recibir sanciones

Finalización de la formación

En último lugar, se comunica la finalización de la formación. En ella hablaremos de cuántos participantes ha habido en el curso, que deberán haber completado al menos un 75% del mismo.

Hora de calcular el crédito de formación bonificada ¿cómo empiezo?

El crédito de formación bonificada se calcula en función de la cuota de formación profesional que hayamos ingresado en el año anterior por los trabajadores, y según la plantilla media de nuestra empresa.

Así, el crédito de formación es igual a la cuota de formación profesional por el porcentaje dependiente de él.

¿Cómo calcular el crédito de formación bonificada?

Para calcular el crédito disponible para tu empresa, debes consultar los datos que encontrarás en los Recibos de Liquidación de Cotizaciones ingresados (Base  de otras cotizaciones) del ejercicio anterior. La plantilla media será el sumatorio del número de trabajadores (Recibos de Liquidación de Cotizaciones) dividido entre 12.

calcular crédito de formación bonificada

Aquí tienes un simulador para calcular el crédito de formación bonificada disponible para tu empresa o bien puedes acceder a la calculadora de Ebo Gestión

Existe un crédito adicional para los Permisos Individuales de Formación (PIF). Las empresas podrán financiar los costes salariales correspondientes a estos permisos con el crédito anual de bonificaciones para formación y con el crédito adicional previsto en la Ley 30/2015, de 9 de septiembre y en el Real Decreto 694/2017 de 3 de julio.

En resumen:

Calcular el crédito de formación bonificada de la empresa es igual a la cuantía ingresada por formación profesional, por el porcentaje de bonificación según la plantilla.

En casos de plantillas de 1 a 9 trabajadores, este porcentaje de bonificación será del 100%, en las plantillas de 10 a 49 trabajadores, el porcentaje será del 75%, en plantillas de 50 a 249 trabajadores, el porcentaje es del 60%, y en empresas de 250 o más trabajadores, el porcentaje es del 50%.

¿Qué tipos de formación puedo impartir?

Podemos encontrar formación a empresas y actividades formativas relacionadas con la actividad empresarial, o bien el propio trabajador puede solicitar un permiso de formación que se realizaría durante su jornada laboral.

¿Cómo podemos organizar la formación de empresas? Desde que la empresa organice su propia formación, a contratar una entidad externa para que lo haga, hay distintas formas  de organizar la formación.  Se pueden impartir cursos subvencionados para trabajadores de forma online, presencial o mixta.

Los costes pueden ser directos o indirectos. En caso de haber contratado una entidad externa, existirán también costes de organización, también bonificables. Para ello existen entidades externas, como Ebo Gestión, que pueden indicarle el crédito de su entidad y realizarle una simulación de bonificación por las formaciones que vayan a llevar a cabo en su empresa

Posteriormente deberemos calcular el crédito de formación bonificada.

Aplicación de la bonificación

Después de todos estos pasos, vamos a aplicar la bonificación. Siempre recibiremos la bonificación después de la impartición del curso, nunca antes de este.

Esta podrá variar desde un mínimo de 420 euros al año para empresas con un solo trabajador, a miles de euros en grandes empresas. Si quieres calcular cuál será la bonificación de tu formación, lo puedes hacer en la Ebo calculadora.

calcular crédito formación bonificada

En Ebogestión llevamos años ayudando a las empresas a mejorar la formación de sus trabajadores facilitando todos los trámites de gestión que son necesarios para calcular el crédito de formación bonificada. Conseguirás que la formación que reciban los trabajadores de tu empresa suponga el menor costo posible, incluso ninguno.

Si tienes cualquier pregunta acerca de calcular el crédito de formación bonificada o quieres hacernos otra consulta, no dudes en contactar con nosotros, estaremos encantados de ayudarte en cualquier gestión de formación bonificada para empresas.

¿Qué es el crédito de formación bonificada y cómo se calcula?

Haz un ejercicio de memoria, ¿qué aprendiste ayer? Todos los días tenemos la oportunidad de aprender cosas nuevas para avanzar y mejorar en cualquier aspecto de nuestras vidas. Y en lo laboral, se puede hacer de una forma profesional gracias a los cursos que pueden hacerse con créditos de formación bonificada.

¿No sabes qué es el crédito de formación bonificada? En este artículo vamos a contarte en qué consiste exactamente; cuáles son los beneficios de este tipo de formación para empresarios y empleados y cómo se calcula de forma correcta y sin margen de error.

¿Qué es el crédito de formación bonificada?

El crédito de formación es la cantidad de dinero determinada que las empresas tienen disponible para invertir en la formación profesional de sus empleados. Esta bonificación puede conseguirse gracias a que tanto empresas y empleados aportan una suma de forma mensual a la Seguridad Social en concepto de formación profesional. Así, este importe se recupera en formato curso.

¿Qué se consigue con esto? Los empleados pueden mejorar sus competencias gracias a estos cursos y los empresarios se benefician de esta mejora ya que significará una mejora en su productividad laboral.

Los créditos de formación bonificada están enfocados a los trabajadores de una empresa. Aquellas personas que sean autónomas no podrán realizar un curso ni beneficiarse de este tipo de formación si no tienen empleados contratados. En el caso de que sí los tengan, cuentan con los créditos de formación.

crédito de formación

Es la propia empresa la que se encarga de decidir y gestionar los cursos. No obstante, los empleados pueden reclamar esta garantía si en sus empresas no les ofrecen la oportunidad, en caso de tener Representación sindical, la formación realizada en la empresa deberá ser autorizada por ellos.

La empresa es la encargada de asumir un porcentaje de la financiación para los cursos, conocida con el nombre de cofinanciación y que dependerá del nº de trabajadores que tenga cada entidad, las formaciones pueden realizarse en modalidad presencial u online.

La Fundación Estatal para la formación del empleo (FUNDAE) es la encargada de impulsar y coordinar la ejecución de las políticas públicas en estos casos.

¿Todo el mundo puede acceder a la formación bonificada o tripartita?

Se puede llegar a pensar que por ser una pequeña empresa no se tenga derecho a disfrutar de la formación bonificada. En realidad, todas aquellas empresas privadas que tengan un empleado se benefician de la formación bonificada. Y aquí viene el quid de la cuestión. ¿Cuánto dinero cubre esta bonificación?

crédito de formación

La cuantía del crédito de formación se calcula en función al número de personas en plantilla y la cantidad pagada de la cuota de formación profesional. En los Presupuestos Generales del Estado se establece cuál es el porcentaje de crédito que se otorga a las empresas.

¿Qué tiene que hacer una empresa para beneficiarse del crédito de formación?

Como hemos dicho anteriormente, todas las empresas con al menos un empleado podrían beneficiarse de los créditos de formación. Sin embargo, estas empresas deben cumplir con una serie de características y tareas mínimas.

  1. La empresa debe estar al corriente de pagos y obligaciones con la Agencia Tributaria y la Seguridad Social ☑
  2. La empresa debe abonar el coste de los cursos formativos como fecha límite hasta el 31 de enero del año posterior a la bonificación ☑
  3. Es importante mantener a salvo la documentación justificativa del curso formativo realizado durante un mínimo de 4 años☑
  4. La empresa está obligada a proporcionar la documentación y los datos necesarios a la entidad organizadora para que realice las gestiones correspondientes ante la FUNDAE (Fundación Estatal para la Formación en el Empleo) ☑

¿Y qué criterios debe reunir un empleado para beneficiarse de los créditos de formación?

Cualquier empleado puede beneficiarse de los créditos de formación siempre y cuando su empresa cumpla con los requisitos para ello. A su vez, el alumno tiene una serie de obligaciones que debe cumplir para que el curso realizado reciba la bonificación correspondiente.

Cuando el curso es presencial, el alumno debe asistir a  un mínimo del 75% de las clases dentro del periodo formativo.

crédito de formación

Cuando el curso es online, el alumno debe realizar al menos el 75% de las pruebas de evaluación propuestas en la plataforma y debe permanecer conectado al menos un 75% de la formación ya que las horas de conexión deben estar en consonancia con el número de horas de la formación, aunque sobre esto hemos escrito un post que conviene leer

Además, los alumnos están en la obligación de entregar los documentos que confirmen que han realizado la acción formativa y los informes de seguimiento por parte de los tutores, en el caso de que los hubiera.

¿Cómo se calculan los créditos de formación?

Esta es una de las preguntas más comunes tanto por parte de los empleados como de los empresarios responsables de la gestión de la formación en sus empresas. El crédito de formación disponible para una empresa se calcula a partir de dos datos: la cantidad cotizada por la empresa en concepto de Formación Profesional en pasado año y el número de trabajadores en plantilla.

Desde Ebogestión ofrecemos dos herramientas con las que planificar la formación que quieres realizar. Por un lado, puedes calcular una cifra muy aproximada del crédito total que tienes como empresa. Por otro lado, se puede calcular la bonificación que se puede obtener por la formación que el empleado disfrutará.

Para saber cuál es la cuantía total disponible como crédito de formación solo hay que seguir los tres pasos siguientes:

  1. Introducir el sumatorio de la casilla 501 (tc1) de los 12 meses del año anterior. En la casilla 501 se consigna el mismo importe de las bases de AT y EP de los trabajadores que deben cotizar por la totalidad de la cantidad resultante de aplicar el tipo correspondiente a dichos conceptos.
  2. En el caso de que no se conozca cuál es el sumatorio de esta casilla se debe indicar la cuantía ingresada en concepto de formación profesional.
  3. El tercer punto que se debe cumplimentar para obtener el crédito de formación bonificada se debe indicar la plantilla media que hubo en la empresa el año previo. Para calcular esta plantilla media se debe sumar la casilla del número de trabajadores (tc1) del mes de diciembre de un ejercicio hasta el mes de noviembre del siguiente y dividir entre doce.

En Ebogestión también contamos con una calculadora con la que podrás saber la cantidad de dinero que va a ser bonificado por un curso determinado. Este es un dato muy interesante de cara a los empresarios. Para calcularlo solo tienes que completar los siguientes datos:

  1. Introducir el coste del curso por empleado. Es decir, si varios empleados van a realizar la misma formación se deben individualizar los costes. Para ello se puede coger el precio global del curso y dividirlo entre el número de alumnos y el número de horas.
  2. Introducir el número de empleados que van a recibir dicha formación.
  3. Añadir el número de horas que duración del curso en cuestión. Este cómputo de horas tiene diferente consideración según si se trata un curso de nivel básico o nivel superior y si tiene horas de formación a distancia. El nivel básico consiste en la formación en materias transversales o genéricas con las que el empleado se capacita para desarrollar una serie de competencias básicas. Mientras, para que sea considerado nivel superior, la formación tiene que incorporar materias que impliquen una determinada especialización en el sector o que se capacite para desarrollar competencias de programación o dirección.

¿Por qué es interesante que los empleados disfruten de crédito de formación bonificada?

Muchos empresarios no tienen en cuenta lo interesante que es formar a sus propios empleados. ¿Por qué no aprovechar la oportunidad de contar con gente más preparada en tu plantilla? La formación bonificada aporta todos estos beneficios:

  1. ➡ Los trabajadores mejoran sus habilidades y cualificaciones profesionales y personales.
  2. ➡ Estimula la motivación de los empleados. Un trabajo, no es más que eso. Una forma de ganar dinero para poder vivir. Los empleados siempre van a agradecer cualquier mejora laboral, por lo que la formación empresarial es una buena forma de dar un aliciente más.
  3. ➡ Si mejoran las habilidades, la producción mejorará. Es un hecho y es importante evitar pensar en que si los empleados mejoran pueden acceder a empresas mejores. Si no mejoran, se quedarán en la misma empresa para siempre sin aportar lo suficiente. Con la formación se aumenta la competitividad y la rentabilidad de la empresa.
  4. ➡ La empresa puede recuperar el coste de todas las horas que el trabajo se ausente del puesto de trabajo mediante las bonificaciones de la Seguridad Social, por lo que no hay pérdidas.

¿Qué es el PIF?

El PIF es un permiso de hasta 200 horas que concede la empresa a un trabajador para asistir a acciones formativas reconocidas mediante alguna titulación o acreditación oficial durante la jornada laboral. Así, es más sencillo que los empleados quieran beneficiarse de estos créditos de formación, ya que no todo el mundo tiene una disponibilidad más allá de las ocho horas de jornada laboral.

Cualquier trabajador puede solicitar este permiso que no puede utilizarse cuando sea una formación obligatoria de la empresa, ya que esta debe darse durante las horas de trabajo.

créditos de formación

¿No sabes cómo gestionar los créditos de formación en tu empresa?

Desde Ebo Gestión ayudamos a cualquier empresa a gestionar los créditos de formación bonificada, consiguiendo que dicha formación suponga el menor coste posible o incluso cero. Garantizamos la mayor rapidez en la gestión y un asesoramiento profesional adaptado a las necesidades de la propia empresa. ¡Contacta con nosotros y descubre todo lo que podemos hacer por tu empresa!

¿Qué hacemos con el 75% de horas de conexión en Teleformación?

La verdad que no se ni como comenzar este post, tengo la sensación que se tiene de pequeño, cuando te das cuenta que tus padres no lo saben todo y sus respuestas te crean más dudas y comienzas a preguntarte ¿y ahora a quién pregunto yo?, pues en esas estamos.

Hace no mucho tiempo, allá por noviembre de 2016 desde Fundae, a instancias de SEPE, nos informaban que la formación realizada en modalidad Teleformación, obligatoriamente se debía cumplir con un 75% de horas de conexión, pocos días más tarde se desdecían matizando que no era obligatorio ese cumplimiento del 75% de horas de conexión, sino “aproximado”, sembrando la duda de cuan aproximado debería estar de ese 75%, todos nos preguntábamos de donde habían salido estas apreciaciones que nos mostraban, buscamos y buscamos en la normativa y en ningún sitio aparecía, pero frente a tu padre, no tienes más opciones que acatar, como mucho cabrearte por no entender nada y continuar caminando.

No entro a valorar la decisión que tomaron, que posiblemente esté justificada por tanto fraude cometido, pero por Dios, que menos que regularlo para saber cuáles son las normas del juego al que nos enfrentamos.

Pues bien, ahora en mayo de 2018, sale la convocatoria para la adquisición y mejora de competencias profesionales relacionadas con los cambios tecnológicos y la transformación digital, dirigidos prioritariamente a las personas ocupadas y donde dijeron digo, ahora dicen Diego, parece ser que ya no se exige el cumplimiento de ese 75% de horas de conexión tal y como está publicado en el documento pdf que podéis descargar en este link que os dejo y que localizareis en la parte de debajo de la web (Preguntas Frecuentes)

https://www.fundae.es/Empresas%20y%20organizaciones/Pages/Convocatoria-TIC.aspx

Para no aburriros en lectura, ir directamente a la página 22, pregunta 74, aunque os la reproduzco por aquí porque no tiene desperdicio:

  1. ¿Cuál es el criterio para considerar a un alumno como finalizado en acciones presenciales? ¿Y de teleformación?

Para acciones presenciales, se considera que un alumno ha finalizado la formación cuando ha asistido, al menos, al 75 por ciento de la duración de la acción formativa.

En las acciones formativas impartidas en modalidad de teleformación, se considera que han finalizado la acción formativa, aquellos alumnos que han realizado el 75 por ciento de los controles periódicos de seguimiento de su aprendizaje, con independencia de las horas de conexión.

 

Papá, ¿y ahora que hacemos?, ¿a quién pregunto mis dudas?…, si dudas más que yo.

 

Óscar González Urdiales
CEO Ebo Gestión de Formación Bonificada

www.ebogestion.es

Cursos bonificados para trabajadores ¿Cómo puedo beneficiarme de ellos?

cursos bonificados para trabajadores

¿Has oído hablar de los cursos bonificados para trabajadores? Seguro que sí. Son una de las principales formas para mantener la formación continua de tu plantilla de trabajo y conseguir que tu empresa crezca desde unos pilares sólidos.

En nuestro siguiente Questions & Awnsers encontrarás todo lo que debes sobre los cursos bonificados para trabajadores, cuál es su regulación legal y cuáles son los beneficios que pueden aportar a tu empresa. ¿Estás preparado?

cursos bonificados para trabajadores

¿Qué son los cursos bonificados para trabajadores?

La formación bonificada es un crédito adjudicado a las empresas para que inviertan en la formación de sus empleados. Cuando las empresas hacen el correspondiente pago de impuestos, una pequeña parte de lo que cotizamos a la seguridad social se hace en concepto de formación.

Esta cantidad puede ser recuperable, siempre que la utilicemos para hacer cursos que mejoren los conocimientos de nuestros trabajadores.

¿Cuánto dinero REAL tengo para cursos bonificados para trabajadores?

Cuando hacemos la cotización a la seguridad social, el porcentaje por cada trabajador que hacemos en concepto de formación es:

  • 0,10% de la base de cotización mensual del trabajador
  • 0,60% que es asumido por parte de la empresa

Una vez hemos calculado el dinero cotizado a la seguridad social, debemos de multiplicarlo por un porcentaje que se establece la disposición centésima novena  de  la Ley de Presupuestos Generales del Estado para el año siguiente.

cursos bonificados para trabajadores

Si eres el dueño de una PYME (Pequeña y mediana empresa) con menos 6 trabajadores tienes un crédito asegurado de 420€ para los cursos para empleados, cantidad que aumentará en caso de que tus cotizaciones a la seguridad social sean superiores.

A partir de empresas con 5 empleados, se establecen los siguientes porcentajes respecto a la formación para trabajadores.

  • Empresas de 6 a 9 empleados: 100% de la bonificación
  • Empresas de 10 a 49 empleados: 75% de la bonificación
  • Empresas de 50 a 249 empleados: 60% de la bonificación
  • Empresas de más de 250 trabajadores: 50% de la bonificación

Cursos bonificados para trabajadores ¿Cómo pueden regenerar la empresa?

Nuestra forma de entender el trabajo ha cambiado drásticamente en los últimos años, sobre todo después de la aparición de la conocida como generación millenial. El día a día de la empresa supone enfrentarse a cambios muy diversos, y es importante contar con la formación necesaria para hacerlo de manera exitosa.

cursos bonificados para trabajadores

Los trabajadores más exitosos y que más demandan las empresas son los conocidos como team-players, personas multidisciplinares que a lo largo de su jornada laboral saben atender a diferentes tareas. Estas son las 6 características que te convertirán en el teamplayer que tu empresa necesita:

  • Comunicar constructivamente, siempre de manera asertiva
  • Participar activamente, sintiendo los beneficios de la empresa como algo que se puede mejorar a través de acciones personales
  • Colaborar en la solución de problemas, lo que se conoce como trabajar sinérgicamente
  • Concentrarse en los objetivos, y adaptar los nuevos objetivos a las necesidades de tu empresa
  • Proactivos frente al cambio, sin ser personas inflexibles ante las nuevas oportunidades
  • Disciplina, tanto en la creación de su proyecto como a la hora de llevarlo a cabo

Los cursos bonificados para trabajadores resultan la mejor forma de mejorar los conocimientos de tus trabajadores y sus habilidades innatas. Además, el hecho de invertir en formación para empresas, supone una clara deferencia hacia tu plantilla.

En contra de la creencia popular más extendida, el empleado no ve su sueldo como el único criterio para elegir o mantenerse en un puesto de trabajo. Por ejemplo, para los ya mencionados Millenials, los programas de desarrollo profesional suponen el 4ª motivo para elegir un puesto de trabajo.

Los cursos bonificados para trabajadores ayudan a humanizar el trabajo de la plantilla, pues este siente que su trabajo tiene sentido y ven esto como una oportunidad de progresar laboralmente dentro de la empresa.

¿En qué modalidades se pueden impartir los cursos bonificados para trabajadores?

Para adaptarse mejor al procedimiento productivo de la empresa,  los cursos bonificados para trabajadores se ofrecen  bajo tres tipos de modalidades

Modalidad presencial

Hablamos de modalidad presencial cuando los trabajadores y los responsables de impartir los cursos bonificados para trabajadores coinciden en espacio y tiempo. Es la modalidad idónea si queremos conocer de cerca las necesidades de formación de la empresa, además de fomentar el trabajo en grupo y fortalecer las relaciones de trabajo.

Modalidad de Teleformación

Hablamos de teleformación cuando esta se realiza a través de una plataforma que permite interactuar a los trabajadores. Esta es idónea si queremos realizar una acción formativa en una empresa que tiene los centros de trabajo localizados en diferentes provincias de la península.

Modalidad Mixta

Hablamos de modalidad mixta cuando las horas presenciales del curso no superen el 20% del total, y el resto se desarrolle a través de alguna plataforma de teleformación.

Cursos bonificados para trabajadores

¿Qué materias se pueden impartir en  los cursos bonificados para trabajadores?

No existen límites sobre las temáticas de los cursos bonificados para trabajadores, aunque sí es necesario que tengas una relación con la actividad de la empresa y estén orientados a mejorar los conocimientos y destrezas de los trabajadores. Se pueden organizar individualmente, para cubrir las necesidades laborales de un trabajador, o en grupos, para atender las necesidades grupales de tus trabajadores.

En caso de realizar una acción formativa grupal ¿Cuál es el límite de participantes por grupo?

Este es otro de los cambios más importantes que el Real Decreto 694/2017 del 3 de julio sufrió en su última modificación. En el caso de modalidad presencial, el número de participantes pasa de 25 a 30 trabajadores, y su asistencia debe quedar registrada mediante un control de firmas. Si hablamos de teleformación, en ese caso el número de trabajadores es de un máximo de 80 trabajadores por cada tutor.

cursos bonificados para trabajadores

¿Cuánto pueden durar los cursos bonificados para trabajadores?

La duración de los cursos bonificados para trabajadores  no puede ser inferior a dos horas lectivas y no existe una duración máxima. Piensa que estos cursos se realizan en el horario laboral de los trabajadores, por lo que deben de tener una duración adecuada al contenido de la acción formativa.

Respecto al número de horas diarias de formación,  el real decreto 694/2017 del 3 de Julio, por el que se regula el Sistema de Formación Profesional para el Empleo en el ámbito laboral estableció que el número de horas diarias que se podía dar de formación era de 8 horas, algo que a partir de ahora aumenta a 10 horas.

No obstante es posible solo si en las 10 horas se imparte el curso entero, no cada día (EJEMPLO: Un curso de un día sobre uso y manejo de Photoshop en una agencia de publicidad)

cursos bonificados para trabajadores

Diferencia entre acción formativa y grupo formativo

Para entender todo lo relacionado con los cursos bonificados para trabajadores, debemos establecer la diferencia entre estos dos conceptos.

Una acción formativa es un conjunto de contenidos, materias y objetivos, con una duración determinada, que se imparte mediante alguna de las modalidades en las que se plantean los cursos de formación (Ejemplo: Un temario de inglés jurídico para un despacho de abogados)

Un grupo formativo se define como el conjunto de personas que participan en la acción formativa, estableciendo la duración del curso, las fechas, los responsables y el lugar de realización (Ejemplo: Una academia de inglés que desplaza a sus profesores al despacho de abogados para dar cursos de inglés para trabajadores)

Cada vez existen más empresas que ofrecen cursos para trabajadores, por lo que no te será difícil encontrar empresas de formación que ofrezcan las materias que estás buscando. No obstante, lo realmente complicado es gestionar la documentación necesaria para poder acceder a la bonificación de manera correcta.

Empresas como la nuestra, Ebogestión llevamos años ayudando a las empresas a mejorar la formación de sus trabajadores facilitando todos los trámites de gestión necesarios. Recuerda que la empresa debe de abonar el coste del curso por adelantado, y más de una vez la empresa no lo ha recibido por haber realizado de manera correcta las gestiones administrativas.

A continuación, puedes ver un esquema de cuál es el proceso necesario para gestionar los cursos bonificados para trabajadores

cursos bonificados para trabajadores

Si ya sabes la formación que te gustaría impartir dentro de tu empresa y necesitas ayuda con todo el papeleo, ponte en contacto con nosotros y ayudaremos a hacerlo de manera eficaz, rápida y sencilla.

El Tutor en la modalidad Teleformación/Online

Vamos a resumir aspectos necesarios de los Tutores, para poder gestionar la bonificación de un curso en modalidad Telefomación/Online:

  • Los contenidos formativos que se den en la formación deben ser interactivos, es decir debe permitir una participación activa del alumno y que a su vez optimice el tiempo para el alumno.

 

  • Dichos contenidos deben estar disponibles en su totalidad a través de la plataforma o campus online, pudiendo apoyarse en herramientas audiovisuales y actividades complementarias que faciliten el aprendizaje.

 

No se admiten unos contenidos exclusivamente basados en pdf o pdf enriquecidos.

 

  • Las tutorías deben ser activas y participativas, orientadoras y de apoyo a los participantes, solucionando sus dudas y resolviendo sus consultas.

 

Se admite para ello el contacto entre tutor y alumno a través de mensajería interna, correo electrónico, foro, chat, videoconferencia,…No se considera tutoría la simple llamada de teléfono del tutor al alumno o viceversa.

 

  • El tutor debe tener una titulación adecuada, bien por formación academica y/o experiencia relacionada con los contenidos de la formación.

También deberá tener formación metodológica en tutorías de Teleformación, así como experiencia   docente o profesional relacionada con el contenido de la formación.

Debe tener una experiencia acreditada como tutor online con una duración mínima de 30 horas.

  • El C. Vitae del tutor debe estar subido a las plataformas online.

 

  • La misión del tutor será dinamizar la formación realizando una presentación del curso, apoyando y orientando al alumno, fomentado su participación, solucionando problemas, dudas y realizando un seguimiento de la participación. También debe realizar el seguimiento de la evolución del aprendizaje, resolver consultas, apoyo al participante, y controlar su aprendizaje.

Es obligatorio realizar controles de dicho aprendizaje, o pruebas de evaluación, para conocer la trazabilidad del alumno en todo el proceso formativo.

  • El campus debe estar activo hasta finales de febrero del año siguiente al periodo lectivo, y la documentación o soporte justificativo debe estar archivado un mínimo de 4 años. Especialmente los registros de actividad, controles de aprendizaje, recursos didácticos, guía didáctica, currículum del tutor, etc.

 

Óscar González Urdiales
CEO Ebo Gestión de Formación Bonificada